Noticias:

lunes, 27 de marzo de 2017

Charlie Whiting asegura que la invasión de los aficionados en Albert Park será investigada.

Charlie Whiting mostró su preocupación por la invasión de espectadores al finalizar el Gran Premio de Australia el pasado domingo.
"Me he preocupado por la situación, no es algo que pase por que sí, ha sido una manera peligrosa de acabar el gran premio, pero gracias a dios no hubo incidentes que lamentar. Obviamente lo investigaremos para que no vuelva a suceder", afirmó Whiting.
La emoción que mostro el público al finalizar la carrera, tras la victoria de la escudería Ferrari, cuando no había llegado al pitlane el último de los monoplazas pudo, según el director de carrera de la Fórmula 1, desatar la euforia entre los fans.
"Es posible que la euforia tras la primera carrera y, además, que gane Ferrari haya causado un descontrol total sobre la seguridad en el circuito. Teóricamente las puertas de acceso a la pista se abren una vez que el último monoplaza está rodando por el pitlane", reconoció.
No obstante matizó que estas conductas lejos de ser seguras dejan ver la pasión que levanta entre los fans el gran circo de las cuatro ruedas.
"Ha sido una completa locura ver a la gente enloquecida con las banderas de Ferrari, esto es positivo para la F1, es increíble", finalizó.