Noticias:

domingo, 28 de mayo de 2017

Audi R8 LMS se proclama vencedor de las 24 Horas de Nürburgring.

Audi Sport sumó su cuarta victoria en cinco años (2012, 2014 y 2015, 2017) este fin de semana en el Circuito de Nürburgring con un Audi R8 LMS. 
Esta nueva victoria ha convertido al prototipo alemán en el coche deportivo más exitoso desde 2012, momento en que los modelos GT3 hicieron su inclusión en Eifel.
El equipo Audi Sport Team Land fue el artífice de sumar está nueva victoria al palmares de la marca de los cuatro aros tras un final emocionante y lleno de tensión.
La escudería de Niederdreisbach dominó claramente la carrera y estuvo en cabeza durante 125 vueltas, o lo que es lo mismo, unos 3.172 kilómetros, a pesar de perder algo de ventaja en la penúltima hora en Nürburgring.
Los intentos por resolver por completo un fallo en un sensor del coche en las dos últimas paradas en boxes no tuvieron éxito y relego al Audi R8 LMS número 29 a la segunda posición.
Pero poco antes del final de la carrera el coche alemán fue el primero en cambiar sus neumáticos lisos por los de lluvia, una decisión que valió la pena, y que llevo a Kelvin van der Linde a recuperar con la pista mojada la ventaja que había perdido.
Junto con sus compañeros de equipo, Christopher Mies (D), Connor De Phillippi (EE.UU.) y Markus Winkelhock (D), el sudafricano ganó la 45ª edición de esta carrera de resistencia. Para Audi Sport Team Land, así como para van der Linde y De Phillippi, fue su primera victoria, mientras que para Christopher Mies fue la segunda y la tercera para Markus Winkelhock.
Por su parte el equipo de Bonk Motorsport, con un Audi RS3 LMS, que corría en las 24 Horas de Nürburgring por primera vez, terminó en segundo y tercer lugar dentro de la clase TCR.
El Audi R8 LMS GT4 también completó este fin de semana su primera carrera, cruzando la línea de meta en tercera y quinta posición en la categoría SP-X.
"Con temperaturas de más de 25 grados centígrados y una lluvia torrencial en la fase final, hemos experimentado una de las carreras más duras, rápidas y dramáticas de la historia. Audi fue la marca dominante, liderando la carrera 143 vueltas (el 90 por ciento de la carrera). Mis más sinceras felicitaciones para todos los clientes, miembros del equipo y pilotos, que han hecho posible este resultado", afirmó Chris Reinke, director de Audi Sport.