Noticias:

miércoles, 22 de noviembre de 2017

MINI llevará al Dakar dos versiones del John Cooper Works.

Tras conseguir cuatro victorias absolutas entre 2012 y 2015 y figurar tres veces entre los diez primeros puestos en 2017, MINI y el equipo X-raid están listos para continuar su historia de éxitos con una familia aún más enérgica. Por primera vez se utilizarán dos conceptos de tracción diferentes: la tracción a las cuatro ruedas del MINI John Cooper Works Rally y la tracción trasera del MINI John Cooper Works Buggy.
El fabricante británico de coches MINI y el equipo alemán X-raid se han lanzado a la fase final de preparación para el Rally Dakar 2018 con la presentación de sus coches de carreras. Por primera vez, MINI y X-raid se enfrentarán a los desafíos del rally de larga distancia más exigente del mundo con dos tipos de tracción distintos. Además de la versión avanzada de la tracción a las cuatro ruedas del MINI John Cooper Works Rally, que en su debut quedó en el sexto puesto en la clasificación general del Rally Dakar 2017, la tracción trasera del MINI John Cooper Works Buggy entrará en escena el 6 de enero de 2018 en la capital peruana de Lima.
Con más determinación que nunca, MINI y X-raid buscan continuar su historia conjunta de éxitos con cuatro victorias absolutas consecutivas desde 2012 a 2015. “Con estos dos coches, tenemos la familia MINI más potente que ha participado nunca en el Rally Dakar”, afirmó Sebastian Mackensen, vicepresidente senior de MINI, en la presentación de París.
El desarrollo de un segundo prototipo se debe a las reglas específicas del Rally Dakar, que, en su forma actual, proporcionan ciertas ventajas a los vehículos con tracción a las dos ruedas. El director del equipo del X-raid, Sven Quandt, dio el visto bueno para la fabricación del MINI John Cooper Works Buggy en febrero de 2017. “Ha sido el mayor proyecto de la historia de nuestra empresa hasta la fecha y la colaboración ha sido intensa”, afirmó en la presentación del vehículo.
El MINI John Cooper Works Buggy se mueve con un motor diésel de 6 cilindros en línea y 3,0 litros que genera una potencia de 250 kW/340 CV y un par máximo de 800 Nm. La transmisión, la tracción y el sistema de turbocompresión, que se basa en la tecnología BMW TwinPower Turbo, se han diseñado desde cero. El MINI John Cooper Works Rally emplea el mismo motor. El bastidor tubular de diseño especial ofrece la máxima protección para el conductor y el acompañante en situaciones extremas. Este va acompañado de una carrocería específica de plástico reforzado con fibra de carbono (CFRP) y Kevlar. El exterior de genuino estilo buggy se ha diseñado en estrecha colaboración con el departamento de diseño de MINI y se ha optimizado desde el punto de vista aerodinámico.
El nuevo MINI John Cooper Works Buggy fue sometido a un intenso programa de pruebas en los últimos meses que lo llevó a distintos tipos de terrenos de rallies, como Hungría y Marruecos. “Durante este tiempo, el buggy no se paró nunca por un problema técnico, lo cual es digno de mención”, comunicó el director del equipo Sven Quandt. “A pesar del entusiasmo, no debemos olvidarnos del MINI John Cooper Works Rally”, añadió Quandt. “Hay pistas y tipos de terrenos en los que una tracción a las cuatro ruedas presenta ventajas. Además, nuestro coche es extremadamente fiable.” 
Entre las mejoras previstas para el MINI John Cooper Works Rally, que el argentino Orlando Terranove llevó al sexto puesto en la clasificación general del Rally Dakar 2017, figura una nueva construcción de chasis que ofrezca, entre otras cosas, un mayor recorrido de la suspensión y una reducción del peso.
El equipo MINI y X-raid para el Rally Dakar 2018 constará de siete coches que serán conducidos por experimentados pilotos y copilotos. Los tres MINI John Cooper Works Buggies serán pilotados por Mikko Hirvonen (FIN), Bryce Menzies (USA) y Yazeed Al-Rajhi (KSA). Los asientos de los pilotos de los MINI John Cooper Works Rally serán ocupados por Orlando Terranova (ARG), Jakub Przygonski (POL), Joan “Nani” Roma (ESP) y Boris Garafulic (CHI).
Con estos conductores y el grupo de experimentados organizadores y especialistas técnicos y médicos que les acompañan, el equipo X-raid estará perfectamente preparado para la prueba de resistencia que esperan al hombre y a la máquina en la 40ª Edición del Rally Dakar. La edición del aniversario del rally de larga distancia, que se celebra en Sudamérica por décima vez, llevará a los participantes del rally de Perú a Argentina a través de Bolivia. El Rally Dakar 2018 incorpora etapas más largas por el desierto, terrenos de rocas y pistas de asfalto que llevan a los coches hasta una altitud de 4.000 metros en los Andes. La etapa final terminará el 20 de enero de 2018 in Córdoba, Argentina.