Noticias:

lunes, marzo 12, 2018

Segundo podio consecutivo para Citroën Racing en el Rallye de México.

Kris Meeke y Paul Nagle finalizaron el rally en la tercera posición de la general, segundo podio por tanto del año para el Citroën Total Abu Dhabi WRT, lo que confirma el fuerte comienzo del equipo esta temporada. Sébastien Loeb y Daniel Elena se clasificaron quintos después de liderar la prueba, lo que significa un positivo regreso a su categoría favorita.
Con una serie de zonas estrechas y sinuosas, la primera especial del día, seguida por unas pistas más rápidas en las dos pasadas por Las Minas, la última etapa del rally fue de todo menos un paseo dominical.
Kris Meeke comenzaba esta última etapa con 10,9 segundos de ventaja sobre el tercer clasificado. Pillado por sorpresa en una frenada sobre adoquines en la primera especial, cedió 47,5 segundos y retrocedía una posición en la general. Pero consiguió mantenerse en el tercer lugar hasta el final del rally y subir por primera vez al podio este año. El Citroën Total Abu Dhabi WRT consigue su segundo podio del año, después del de Craig Breen en las frías tierras de Suecia. El británico es ahora cuarto de la clasificación de pilotos.
Segundo en la salida de los tramos por la mañana, una posición que le impidió estar entre los primeros, Sébastien Loeb aprovechaba estos últimos kilómetros sobre tierra con el C3 WRC, y logró clasificarse en la quinta posición. A consecuencia del pinchazo que sufrió ayer cuando lideraba el rally, el resultado no refleja su gran actuación este fin de semana en el que regresaba a su especialidad preferida.
En una prueba especialmente dura para la mecánica, el C3 WRC suma ocho victorias en especiales (dos empates), demostrando una vez más su fiabilidad y nivel de rendimiento. Gracias a los puntos conseguidos este fin de semana, el Citroën Total Abu Dhabi WRT se sitúa a un solo punto del segundo clasificado en el mundial de constructores.

Declaraciones de los pilotos

Kris Meeke: "Obviamente, hay cosas positivas de este fin de semana, comenzando con el hecho de subir por primera vez al podio este año y sumar algunos puntos para el campeonato. Pero no puedo evitar sentirme decepcionado, y también por el equipo. Tenía todo lo que se necesita para ganar aquí en México: el ritmo, el coche y la posición de salida en los tramos, pero no hice bien el trabajo. Cometí demasiados errores pequeños y en este nivel se pagan muy caros. Tengo que mejorar, comenzando en Córcega, donde fuimos el año pasado muy competitivos".
Sébastien Loeb: "Al llegar al rally, tenía la impresión de que las pruebas que realicé habían ido bien. Por contra no tenía ninguna certeza sobre cuál iba a ser mi nivel, teniendo en cuenta que todo el mundo está luchando en unas décimas de segundo, y que te puedes haber quedado un poco atrás, así que me llevé una gran sorpresa al ver que estaba al mismo nivel. Me siento un poco frustrado al no poder probarme con los demás al final, debido al pinchazo que sufrí. En cualquier caso, fue un buen fin de semana y ese es el objetivo inicial de este regreso. Espero ahora poder conseguir un buen resultado en Córcega, a pesar de que todavía me quedan bastantes cosas por descubrir."