Noticias:

lunes, junio 11, 2018

El equipo Mahindra Racing volvió a sumar más puntos en Zurich.

El Campeonato ABB de Fórmula E disputó su décima carrera de la temporada este fin de semana en Zúrich, competición que significó la vuelta del país a las carreras en circuito cerrado después más de sesenta años de inactividad.
Nick Heidfeld y su compañero, Felix Rosenqvist, llegaron a Suiza con las pilas bien cargadas y listos para correr en Zúrich, una carrera que prácticamente tuvo lugar en el patio trasero de Nick (vive a 20 minutos de la pista). Estas circunstancias permitieron que el alemán se sintiera rápidamente cómodo nada más dar inicio los entrenamientos libres. Por su parte Felix, acostumbrado a adaptarse rápido a cualquier circuito urbano nuevo, tenía en esta cita muchas ganas de entrar en la lucha, prueba de ello fue la vuelta rápida que estableció en los entrenamientos. Lamentablemente, algunos errores en la calificación llevaron a la décima posición a Felix y a la duodécima a Nick.
El comienzo de carrera fue limpio, con ambos pilotos evitando ante todo entrar en problemas, con Felix logrando un buen puesto de inmediato. Cuando comenzó su ataque característico, en la vuelta 17 chocó contra el lateral de la primera curva mientras se defendía del duro ataque del Techeetah de Jean-Eric Vergne. Esto hizo que Felix entrara inmediatamente a boxes para hacer su parada. Tras esta temprana detención, Felix sólo pudo recuperar algunas posiciones y lograr la decimoquinta posición.
Manteniéndose alejado de cualquier incidente, Nick mantuvo su progresión. En las paradas en boxes (donde los vehículos de Mahindra fueron los segundos y terceros más veloces de todo el grupo) cinco coches fueron penalizados por diversas infracciones, desde exceso de velocidad al bajar la bandera hasta salidas irregulares. Esto afectó a varios equipos, permitiendo que el astuto veterano de Mahindra Racing se aprovechara del caos y cruzara la meta en sexta posición.
Los dos últimos ePrix de la temporada tendrán lugar los días 14 y 15 de julio en Nueva York, EE.UU. El equipo tiene buenos recuerdos de la pista de Brooklyn y con su actitud de no darse nunca por vencido Mahindra Racing seguirá en estas dos últimas carreras buscando el mejor resultado posible. La actitud, el trabajo y la voluntad de superación no disminuyen.

Félix Rosenqvist

"El principio del fin de semana fue bueno, el M4Electro iba bien y estaba muy equilibrado, por lo que creo que dimos un gran paso adelante. Eso se pudo comprobar en los entrenamientos, en los que obtuvimos la vuelta más rápida. Lamentablemente no pudimos estar en el primer grupo de salida. Cuando iba progresando ocurrió el incidente con Jean-Eric Vergne. Vi que él no aceptaba que le pasara y de repente tuve que esquivarlo y él tuvo suerte de no salir perjudicado".

Nick Heidfeld

"Lograr la sexta posición en la carrera de casa no es un mal resultado, pero me hubiera encantado subir al podio aquí. Fue una carrera emocionante, especialmente el comienzo que fue un poco loco. Logré mantener el coche de una sola pieza. Tuve que luchar un poco con el primer coche, pero las cosas mejoraron a medida que avanzábamos. Aprovechamos las penalizaciones de los rivales y obtuvimos unos puntos buenos. Ha sido el evento más bonito hasta ahora, porque la ubicación es simplemente hermosa. Había personas en todos los lugares posibles. Doy las gracias a Suiza y a Zúrich por haber tomado esta decisión, y espero que la gente haya disfrutado de la carrera".

Dilbagh Gill

"Si bien no se pueden poner peros a Zúrich, porque es un lugar increíble, me marcho con recuerdos ligeramente agridulces del que considero es mi segundo hogar. Podríamos haber tenido más puntos hoy, no ha sido así, pero estamos ansiosos por volver aquí el próximo año".